Las Regañás Roldán contienen al menos un 12% de aceite de oliva virgen extra en su composición y están elaboradas sin aditivos y sin conservantes

La Regañá conserva en sí misma la esencia de la cultura mediterránea, que gira en torno a nuestro estimado aceite de oliva y es un producto típico procedente del valle del Guadalquivir.

¿Conoces los orígenes de las Regañás?

Sus orígenes se remontan a la Alta Edad Media, cuando los marineros partían a las colonias en alta mar, llevando con ellos la Regañá como sustituto del pan. Debido al hecho de que la Regañá está enriquecida con aceite de oliva y sésamo se conservaban durante todo el viaje en buen estado para su consumo.

¿Te gustaría ofrecer nuestras regañás en tu restaurante? ¡Escríbenos!